Fraudes religiosos: El Juramento Jesuita–Se puede “jurar” que no es jesuita

Foxes and Firebrands - Robert Ware

Por webs protestantes y evangélicas, además de magufas y conspiracionistas (ver ejemplo aquí y aquí, o este otro, donde se los relaciona con los iluminati) circula un documento atribuido a los Jesuitas en el que, supuestamente, estos realizan un juramento … Sigue leyendo

Fraudes religiosos: Los Protocolos de los sabios de Sión–Ni protocolos, ni sabios, ni Sión: más bien cristianos

C_Siliceo2_thumb1

Además de la invención de leyendas, los fraudes en la religión son algo habitual. Ya pudimos ver unos cuantos ejemplos en los artículos recopilatorios que hice hace tiempo (véase 1 parte y 2 parte).
Dado que a los religiosos no les han educado en el pensamiento crítico y analítico sino, precisamente, en lo contrario: en el pensamiento mágico, y esto hace que sean luego incapaces de distinguir entre ficción y realidad, es algo habitual que estos caigan en todo tipo de estafas. Máxime, cuando estas son lanzadas desde su propio grupo ideológico.
Uno de los argumentos más habituales de los religiosos para arremeter contra otros grupos religiosos con los que discrepan (pues todos afirman poseer “la verdad” absoluta) es el achacar citas y hechos moralmente reprochables a otros para demonizarlos.
En el caso del catolicismo, además de inventarse documentos atribuyendo declaraciones a gobernantes para hacerse con terrenos (véase la famosa Donación de Constantino), también se han creado documentos atribuyendo palabras a otros para poder así justificar su persecución y linchamiento.
En su odio interreligioso (básicamente ese declarado antisemitismo, como el que profesa una buena parte del catolicismo – véase el caso del obispo Williamson), el documento conocido como “Protocolos de los Sabios de Sión”, aunque muy conocida entre historiadores, sigue siendo esgrimida para sustentar todo tipo de críticas hacia el judaísmo.

Sigue leyendo

La Traducción del Nuevo Mundo: falacias de autoridad de los Testigos de Jehová por doquier

2016-08-14_134310

Hace tiempo ya, debatiendo por Facebook con un Testigo de Jehová, al intentar explicarle que hablar de “fidelidad al original” con respecto a las traducciones bíblicas es falaz, la respuesta constante que este hacía era el copiarme un texto de … Sigue leyendo

De la autentica pluma de las mentiras de los escribas

20070718klpprcfil_27.Ies.SCO

De todas las mentiras que ha creado el cristianismo y de las medias verdades que este ha difundido, una de las más extendidas es la de que existen “testimonios” seculares que prueban que su personaje favorito, Jesús “de Nazaret” existió tal y como lo narra la Biblia. Esta mentira, al igual que todo el resto de mentiras propagadas por esta secta, ha crecido gracias a la propaganda continua y apoyada por ciertos líderes y soberanos a lo largo de los siglos. Una mentira contada ad infinitum al final se acaba convirtiendo en realidad. O al menos eso ha sucedido para la mayoría que ni si quiera prefiere investigar y a la que les agradan las mentiras dulces y simplonas que les hagan llevar una vida más sencilla, llena de cuentos y fantasías. Pero para quienes, inquietos, esta propaganda les es menos importante que la verdad, una vez conocidos los hechos y las evidencias, nada vuelve a ser lo mismo. Estos hechos no deberían ser pervertidos por el bando vencedor, y menos cuando ese bando proclama verdades para intentar mantener su estatus. Y la verdad es que, lejos de lo que pretende esta secta monoteista, los hechos nunca les han sentado bien. Veamos un repaso de esas fuentes una por una. Un resumen y más datos de los ya aportados en otros artículos, de cada una de las fuentes del judeocristianismo y si esas fuentes pueden o no confirmar sus afirmaciones.

Sigue leyendo

Santiago el “hermano”: de un judío radical a un mártir cristiano y piadoso

A modo de complementar el artículo sobre las interpolaciones en el conocido como “Testimonio Flaviano” he decidido exponer la segunda interpolación y la que es más usada por apologistas y defensores de la historicidad de Jesús, la del texto donde se menciona a un “Santiago hermano de Jesús”. Según estos defensores este texto, menos trillado que el anterior, demostraría que un Jesús, concretamente el neotestamentario, fue a quien se refería Josefo en ese párrafo. ¿Están seguros de ello?

Sigue leyendo

¿Voces del infierno? La gran broma que todavía muchos siguen creyendo

20080803klphishbo_40_Ies_SCO

Gracias a la pregunta de un usuario se me ocurrió investigar sobre esto. La sorpresa no ha sido encontrar la noticia en blogs y algún que otro medio magufo, la sorpresa la he tenido al comprobar que aun hoy hay gente que la sigue creyendo y difundiendo como algo real.

A esto, claro está, no contribuye que programas magufos de “amigos del misterio” tergiversen las declaraciones científicas de sus invitados dejando en el tintero la duda de si esto es real o no.

Al igual que con muchas otras leyendas urbanas, esta ha ido modificándose y añadiendo cosas que, por supuesto, en la original no figuraban. Lo que viene a continuación es la traducción del articulo de la web www.truthorfiction.com, la cual realizó un seguimiento de la noticia e investigó sobre su origen.

Sigue leyendo

James Randi: Fraudes paranormales (TED)

James Randi TED

En una conferencia realizada en Marzo del 2007 (Monterrey California) para TED, el legendario escéptico James Randi toma una dosis fatal de píldoras homeopáticas para dormir, iniciando así un discurso de 18 minutos acerca de las creencias irracionales.

Durante la conferencia Randi lanza un reto al mundo de los psíquicos: demuestren que lo que ustedes hacen es real… y yo les regalo un millón de dólares. El reto fue ampliado en 2011 incluyendo en él a cualquiera que pudiera demostrar que la homeopatía funciona.

Sigue leyendo

Testimonios de una “no existencia”: Plinio, Tácito y Suetonio

Siguiendo con el hilo anterior, en el cual ya mostré lo fiable que era lo que el cristianismo denomina como “testimonio flaviano”, ahora le toca el turno a otras de las denominadas por los cristianos como “fuentes” de la existencia de ese personaje: Plinio el “Joven”, Cornelio Tácito y Gayo Suetonio Tranquilo.

Podría acabar con el articulo en este mismo párrafo explicándoos que, de estos tres, los dos primeros solo hacen mención sobre los cristianos y, el último, que habla de los judíos, ni si quiera menciona a Jesús (alias el Cristo). Pero como muchos religiosos, irónicamente, desconfiarían de mi único testimonio si no aporto evidencias (¿será que no tienen más fe en mi que en unos autores de finales del siglo I?), iremos a ellas…

Sigue leyendo