"Los hombres crean dioses a su propia imagen, no sólo en cuanto a su forma, sino también a su modo de vida."

Aristóteles

Análisis Bíblico
ateoyagnostico

Al dios bíblico no le gustan los perros

Con aproximadamente una relación de 32.000 años, según las evidencias arqueológicas y genéticas, el Canis lupus familiaris o «perro doméstico» se convirtió en un compañero casi indispensable para nuestra especie: ya fuera primero eliminando desperdicios alimenticios, alimañas, cazando, ayudando al pastoreo, como defensa de sus «amos» o simplemente haciendo compañía. Este «mejor amigo del hombre», sin embargo, es usado en ámbitos lingüísticos y culturales en algunas ocasiones como un insulto. En esto, cómo no, también ha contribuido la religión.

Leer más »

¡No podríamos hacerlo sin ti!

Únete a nuestra lista de suscriptores para apoyar el mantenimiento y el desarrollo continuo de nuestro sitio web.

Accede con tu cuenta